DISCURSO EN LOS PREMIOS PRINCESA DE ASTURIAS

El Rey: "El progreso es siempre fruto de muchos esfuerzos compartidos entre personas muy diferentes"

El monarca ha elogiado a todos los premiados por demostrar que no hay "ninguna gran creación que no haya surgido de los más autenticos sentimientos". También ha citado a Unamuno al mencionar los ideales que debe seguir nuestro país: "Una España alejada del pesimismo, del desencanto o del desaliento, orgullosa de lo que somos, de lo que juntos hemos conseguido y seguros de nosotros mismos". Lee aquí el DISCURSO ÍNTEGRO DEL REY.

El Rey pronuncia el discurso en los Princesa de Asturias

Publicidad

Felipe VI ha elogiado los valores de esfuerzo y la pasión por su trabajo de los galardonados en un sentido discurso en la entrega de los Premios Princesa de Asturias.

"Habéis sido la representación más alta y brillante de ese afán por hacernos mejores personas, de ese anhelo por hacer un mundo mejor donde prevalezcan la concordia, el respeto y la solidaridad", aseguró el monarca.

"Gracias a todos y cada uno de vosotros, somos más conscientes de que el progreso es siempre fruto de muchos esfuerzos compartidos entre personas de orígenes diversos, entre culturas y creencias distintas, entre naciones diferentes", ha señalado, antes de subrayar que estos premios y la fundación que los otorga nacieron por un sentimiento de "amor profundo a Asturias y a toda España".

"Nacieron -ha destacado el Monarca- con la voluntad de afirmar una España que, como dijo Unamuno, tiene que ser de brazos abiertos, en la que nadie pueda sentirse solo en el dolor o la adversidad; una España alejada del pesimismo, del desencanto o del desaliento, fiel a su irrenunciable afán de vivir y orgullosa de lo que somos, de lo que juntos hemos conseguido, que ha sido mucho y admirable". "Y seguros de nosotros mismos, porque un pueblo que quiera, respete y ampare la cultura nunca le temerá a su futuro", ha proclamado el jefe del Estado.

La cultura enriquece siempre la convivencia, alimenta los más altos valores del espíritu

La razón por la que cada año desde hace 35 se reúnen en el Teatro Campoamor con los premiados autoridades españolas y asturianas y representantes de la sociedad del Principado es, según insiste el Rey, "para ensalzar vuestros méritos, para reivindicar que la cultura inspire nuestra libertad y para renovar nuestro compromiso con España".

Don Felipe ha querido centrar su intervención en esta llamada de atención sobre el valor de la cultura y, así, ha animado a buscar inspiración en la figura de Don Quijote para afirmar: "La cultura enriquece siempre la convivencia, alimenta los más altos valores del espíritu, ennoblece los sentimientos de las personas y nos ayuda a convivir con la mayor dignidad".

También ha ensalzado el valor de los premiados -a los que se ha dirigido en español, como es habitual, salvo una breve frase de felicitación en catalán para la actriz Núria Espert- al destacar cómo sus trayectorias enseñan que los grandes progresos se alcanzan cuando las artes y las letras se funden con la concordia "o cuando la cooperación se entrelaza con la ejemplaridad".

Publicidad