Por qué se llama invierno

¿Por qué se llama invierno? Curiosidades y características de la nueva estación

Llegó la época más fría del año, una vez más. Para algunos es la estación más odiada y difícil de llevar, debido a las bajas temperaturas, pero ¿te has preguntado alguna vez por qué se llama invierno? Las curiosidades de esta estación te harán mirarla con otros ojos.

¿Por qué se llama invierno? Curiosidades y características de la nueva estación

Istock ¿Por qué se llama invierno? Curiosidades y características de la nueva estación

Publicidad

antena3noticias.com » Cultura

Algunos aman y esperan esta estación y otros todo lo contrario, aunque popularmente hablando es una de las estaciones que menos entusiasmo recibe. El invierno es la estación más fría del año y la más difícil de soportar para la mayoría. Las bajas temperaturas consiguen modificar nuestra rutina y en muchas ocasiones lo único que añoramos es manta y sofá. Pero el invierno tiene su belleza y tiene algunas curiosidades que te gustarán y que seguro cambiarán tu forma de ver esta temporada.

Qué es el invierno

El invierno es la estación del año con las temperaturas más bajas, los días son más cortos y las noches son más largas, por lo que anochece más temprano y amanece más tarde. Es la estación que se encuentra después del otoño y antes de la primavera. La palabra invierno proviene del español antiguo ivierno,​ y este del latín vulgar hibernum, que significa ‘relativo al invierno’ y que, a su vez, emana de hiems que puede traducirse como ‘frío’.

En España, y en el hemisferio norte en general, esta estación comienza con el solsticio de invierno, que ocurre el 22 de diciembre y que dura hasta el 21 de marzo, pero en el hemisferio sur, en cambio, el invierno va desde el 21 de junio hasta el 21 de septiembre. Las fechas puedes variar ligeramente según el año.

Dependiendo de las condiciones meteorológicas, la altitud y la latitud, el invierno puede ser sinónimo de nieve, produciendo los tan característicos y hermosos paisajes de color blanco que suelen ser la portada de postales y fotografías.

El invierno en la mitología

Según la mitología griega el invierno es producido por Deméter, la diosa de la cosecha, la agricultura y la fertilidad. Esto ocurre cuando el dios del inframundo, Hades, rapta a Perséfone (hija de Démeter y de Zeus) para hacerla su esposa y, a través de un engaño, la hace comer semillas de granada, que la obligarán a quedarse en el inframundo para siempre. Démeter sin su hija no tiene felicidad y descuida a la tierra, quedando desolada, sin plantas y sin vida. Zeus al ver esto llega a un acuerdo con Hades para que Perséfone pase seis meses con su madre y seis meses con su esposo. Mientras su hija está en el inframundo, Démeter se entristece y provoca el otoño y el invierno.

En la mitología vikinga el invierno está representado por la diosa giganta Skaði, quien está asociada al arco y a las mujeres independientes. Por su parte, en la mitología japonesa, el invierno está representado por la dama de las nieves, Yuki-Onna, una mujer joven de cabello negro largo y labios morados, debido a que murió atrapada por la nieve. Las leyendas aseguran que su espíritu da muerte pacífica a los malheridos y a los viajeros perdidos en la nieve.

5 curiosidades del invierno

Ya hemos comprobado que el invierno es mucho más que frío: tiene historia y tiene muchas curiosidades. Aquí te decimos algunas.

El frío y la creatividad. Diversos estudios han demostrado que durante esta época del año la creatividad abstracta aumenta porque las personas se sienten más aisladas del resto del mundo.

Menos vitamina D. Durante esta temporada lo ideal es comprar suplementos de vitamina D, porque al haber menos horas de sol nuestra piel produce menos esta vitamina.

El lugar más frío del mundo. Está en Rusia, en un poblado llamado Oymyakon, en Siberia. La temperatura más baja registrada fue en 1895, cuando el termómetro marcó -72.2ºC.

La temperatura más baja del mundo. No, no fue en Rusia. Fue en la Meseta Antártica Oriental de la Antártida. El 10 de agosto de 2010 la NASA registró -92ºC.

La nieve produce calor. Sí, por más contradictorio que parezca: cuando nieva hace menos frío. Esto es debido a que los copos de nieve atrapan vapor de agua que posteriormente se convierten en hielo. Al pasar de estado gaseoso a sólido liberan calor.

Publicidad