79.856000

Publicidad

Coronavirus

El antes y el después de la Semana Santa en Ronda por el coronavirus con las maravillosas fotografías de Jon Nazca

La Semana Santa se ha visto limitada en cada casa debido al coronavirus. Jon Nazca, un fotógrafo con dos décadas de experiencia, ha fotografiado los rincones de Ronda.

En resumen

  • Ronda es una localidad de Málaga

Termina una Semana Santa invadida por coronavirus y con todos en casa para evitar que aumenten los contagios. La pandemia ha dejado a millones de españoles encerrados en casa sin poder desfilar por las calles, tras las procesiones.

Una de las celebraciones más conocidas, sobre todo en Málaga, es la de Ronda. Allí, un fotógrafo conocido llamado Jon Nazca ha fotografiado lo que debería haber sido y lo que no fue.

Para ello, comenzó a fotografiar los lugares en los que él anteriormente había sacado alguna fotografía. La novedad está en que en esas fotografías, Nazca añadió por encima las que hizo anteriormente.

De esta forma, una Semana Santa de lo más "casera" y solitaria, quedará en recuerdo. Por lo que no fue y pudo ser y por lo que fue en tiempo atrás. El número de contagios de coronavirus en España supera los 160.000.

Fallas 2024: horario y programa

Fallas 2024: cuándo es la Crida y las mascletás, horario y programa de las fiestas

Ya no queda nada para disfrutar de las Fallas 2024. Tras la inicial suspensión de los los actos falleros, por el trágico incendio de Valencia, ya hay nueva fecha para la Crida, el pistoletazo de salida de esta importante fiesta valenciana. Y las mascletás (cada día a las 14:00) comienzan hoy 1 de marzo.

Ibiza en invierno

El placer de disfrutar Ibiza en invierno

Hoy, 1 de marzo, es el Día de las Islas Baleares. Lugares que, siendo los mismos, son otros en invierno: lejos de las aglomeraciones de turistas. A excepción de Mallorca, el resto de islas recuperan su tono pausado. Formentera, Cabrera o Menorca lucen sus espacios al natural. Pero es Ibiza donde la transformación es más evidente. La música electrónica, las fiestas y el glamour dejan paso al encanto auténtico de sus pueblos casi solitarios, de calas vacías y de atardeceres únicos, solo para ti.