Ciencia

El módulo ruso Naúka despega con éxito a la Estación Espacial Internacional con 14 años de retraso

Tal y como se aprecia en el vídeo, Rusia ha lanzado su módulo científico multiuso Naúka junto al brazo robótico europeo ERA de la Agencia Espacial Europea a la Estación Espacial Internacional.

En resumen

  • También se ha lanzado el brazo robótico europeo ERA de la Agencia Espacial Europea.

Publicidad

Catorce años más tarde de lo previsto, Rusia ha lanzado este jueves su módulo científico multiuso Naúka a la Estación Espacial Internacional. Lo ha hecho junto al brazo robótico europeo ERA de la Agencia Espacial Europea. El cohete portador Protón-M despegó desde el cosmódromo de Baikonur en torno a las 14.58, como estaba previsto. Su función más importante será la de ayudar a los cosmonautas en sus tareas en la plataforma orbital. El Director General de Roscosmos, Dmitri Rogozin, ha presenciado el lanzamiento desde una plataforma en Baikonur.

Estaba previsto hacerlo mucho antes

El lanzamiento del módulo científico Naúka estaba previsto, en un principio, para 2007. Ha sido aplazado en numerosas ocasiones desde entonces. Esto ha ocasionado que el brazo robótico europeo también haya tenido que esperar 14 años para llegar a la Estación Espacial Internacional, con el consecuente mantenimiento y la actualización de su programa y componentes.

Este es el primer módulo que Rusia envía a la Estación Espacial Internacional desde 2010. Está previsto que llegue Estación Espacial Internacional tras ocho días de viaje y se acoplará a la plataforma orbital a las el día 29.

¿Cuándo comenzó el proyecto Naúka?

La historia del Naúka empezó hace muchos años, en concreto, en el 1995. Desde entonces, el proyecto ha sido revisado en bastantes ocasiones. Ha sido diseñado para programas científicos de Rusia, especialmente la investigación aplicada y experimentos.

¿Qué supondrá para los cosmonautas?

Con la llegada del módulo científico Naúka, el segmento ruso de la Estación Espacial Internacional va a recibir y disponer de espacio adicional para los trabajos que tengan que realizar los cosmonautas. También se dispondrá de más espacio para el almacenamiento de materiales, comida y equipamiento para la regeneración de agua y oxígeno. A todo esto hay que añadir que los cosmonautas tendrán un segundo inodoro y una cabina para un tercer tripulante.

Por su parte, el brazo robótico europeo ERA de la Agencia Espacial Europea es muy parecido a un brazo humano. Se trata del primer robot capaz de caminar alrededor del segmento ruso de la Estación Espacial Internacional. Tiene más de once metros de longitud y la capacidad de anclarse a la estación y moverse tanto para adelante como para atrás por sí mismo. La función de este brazo será actuar como una herramienta que transfiera pequeñas cargas útiles desde el interior al exterior de la Estación Espacial Internacional.

Publicidad