VIH virus

Publicidad

VIH

Detectado el primer caso de VIH resistente a todos los fármacos antirretrovirales

Investigadores advierten de la aparición de un infectado por VIH inmune a los fármacos antirretrovirales.

Investigadores del Centro de Investigación del Sida Irsicaixa advierten el primer caso de un enfermo de VIH cuyo virus es resistente a todos los fármacos antirretrovirales orales, exceptuando a uno.

El estudio, publicado en la revista científica ‘The Lancet Microbe’, advierte de que, aunque se trate de un solo caso aislado y por el momento no es un riesgo de salud pública, sí es fundamental controlar y contener la aparición de virus panresistentes.

Este infectado posee un virus que resiste las cargas de las 5 familias farmacológicas de tipo oral empleadas en la lucha contra el VIH, siendo insensible a 25 de los 26 medicamentos probados en el sujeto. Para tener un tratamiento efectivo contra esta dolencia es necesario, por lo menos, que dos o tres medicamentos actúen sobre la replicación del virus. Por tanto, este estudio pone en evidencia la necesidad de desarrollar nuevos fármacos alternativos para le tratamiento.

Javier Martínez-Picado, líder del proyecto, sostiene que este fenómeno se produce por la aparición de una o dos mutaciones en la genética del VIH, dándose de forma habitual en personas en las que le tratamiento no es habitual; que no lo siguen de forma continuada o que simplemente contraen un virus ya resistente.

"Un único medicamento no tiene eficacia contra el VIH porque el virus encuentra fácilmente otras vías de escape. Por eso es necesario administrar terapias que combinen diversas familias y que bloqueen diversas fases del ciclo de infección del virus", advirtió María Carmen Puertas, investigadora del IrsiCaixa, para luego añadir: “No es que haya un virus panresistente circulando, sino que se ha generado en este caso concreto”.

Sin embargo, pese a lo novedoso del hito, los investigadores advierten que este único episodio no es un riesgo de salud pública, aunque si exige una monitorización epidemiológica para “poder detener una posible cadena de trasmisión a tiempo y evitar infecciones por el VIH sin opciones terapéuticas, como pasó en los 80”.

Publicidad