Publicidad

Comprar coches eléctricos es posible en Canarias, pero sólo bajo pedido y con un coste que triplica el precio de los utilitarios. Pero no es el único problema: por ahora sólo hay un punto de carga de en todo el archipiélago. Es este instalado por Unelco en Las Palmas. La electricidad procede de las centrales, que se nutren de gasoil.Otros asuntos a resolver son la homologación de las baterías, para reducir costes, y unificar un enchufe para todas las marcas.La solución son enchufes en los garajes pero hay  que conectarlos a los contadores particulares. Lo más barato es cargar el coche en casa por la noche. Cuesta unos dos euros.

Comprar coches eléctricos es posible en Canarias, pero sólo bajo pedido y con un coste que triplica el precio de los utilitarios. Pero no es el único problema: por ahora sólo hay un punto de carga de en todo el archipiélago. Es este instalado por Unelco en Las Palmas. La electricidad procede de las centrales, que se nutren de gasoil.Otros asuntos a resolver son la homologación de las baterías, para reducir costes, y unificar un enchufe para todas las marcas.La solución son enchufes en los garajes pero hay  que conectarlos a los contadores particulares. Lo más barato es cargar el coche en casa por la noche. Cuesta unos dos euros.

Publicidad