Está acusado de corrupción de menores,difusión de material pornográfico, exhibicionismo y abusos sexuales.

Se valía de su condición de fotógrafo para contactar con los chicos a través de las redes sociales y wasap con la promesa de hacerles un book que les lanzara como modelos.

Hay 13 testigos, todos menores cuando ocurrieron los hechos. Hoy van a declarar cuatro. El juicio se prolongará al menos hasta el viernes.

Les captaba con la excusa de hacerles un reportaje gratis

Fue detenido en su casa de La Orotava en noviembre de 2017, poco después de realizar estas fotos. Son algunos de los 13 menores de los que, según la Fiscalía, se aprovechaba sexualmente. Los captaba en las fiestas de pueblo y en los institutos del norte de la isla, les prometía hacerles un reportaje fotográfico para que pudieran trabajar como modelos. Después quedaba con ellos en lugares apartados donde hacía las fotos, desnudos o semidesnudos. Según el ministerio público en algunos casos aprovechaba el clima sexual para hacerles tocamientos o incluso proposiciones sexuales. Les pedía que le pusiera en contacto con más chicos a cambio de dinero. Piden para el 85 años por delitos de corrupción de menores, provocación sexual y abusos sexuales, aunque solo podría cumplir 25 que es lo máximo que establece la ley.

No es la primera vez que se enfrenta a un juicio por este tipo de delitos. En 2010 fue condenado a 5 años de cárcel por hechos similares y tiene pendiente una causa más.

El juicio podría prolongarse hasta la última semana de junio dada la gran cantidad de testigos y víctimas llamados a declarar.