Publicidad

De esta manera protestan desde hace dos semanas frente al colegio público Pérez de Valero, en el sur de Tenerife. Piden que se alimente a su hijos como es debido, el cocinero titular está de baja y únicamente les dan de comer un plato al día, muchas veces un simple bocadillo. Una situación que afecta a 275 niños.

A la baja del cocinero se une también la de una cuidadora del comedor que tampoco esta siendo sustituida por la consejería, que no ha respondido ni siquiera a las solicitudes del AMPA. La única manera de hacerse oír es concentrándose cada mañana a las puertas del colegio, aunque alguno intente evitarlo lanzado huevos... los padres están indignados y aseguran que seguirán armando ruido hasta que sus hijos coman correctamente.

De esta manera protestan desde hace dos semanas frente al colegio público Pérez de Valero, en el sur de Tenerife. Piden que se alimente a su hijos como es debido, el cocinero titular está de baja y únicamente les dan de comer un plato al día, muchas veces un simple bocadillo. Una situación que afecta a 275 niños.

A la baja del cocinero se une también la de una cuidadora del comedor que tampoco esta siendo sustituida por la consejería, que no ha respondido ni siquiera a las solicitudes del AMPA. La única manera de hacerse oír es concentrándose cada mañana a las puertas del colegio, aunque alguno intente evitarlo lanzado huevos... los padres están indignados y aseguran que seguirán armando ruido hasta que sus hijos coman correctamente.

Publicidad

Minerva Hernández Hernández, con la fantasía 'Vida'

Minerva Hernández, Reina del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria: "Lo primero que se me vino a la cabeza fue el agradecimiento a todo mi equipo"

Este fin de semana, el carnaval está en su apogeo en buena parte de España. El de Las Palmas de Gran Canaria vivía anoche uno de los momentos más esperados, la elección de su reina de las fiestas. Una noche llena de emoción para las jóvenes candidatas.

Una vivienda de okupas causa pánico entre los vecinos de Molino de Viento

Una vivienda de okupas causa pánico entre los vecinos de Molino de Viento

Peleas, drogas e incluso incendios son algunas de las situaciones que viven cada día los vecinos de Molino de Viento, en Las Palmas de Gran Canaria. Denuncian que la inseguridad les está llevando a abandonar el barrio y que ni la entidad bancaria propietaria de la vivienda ni el consistorio toman medidas para solucionar el problema.