Publicidad

Es uno de los máximos exponentes de la modernidad en Canarias. Aún en su corta vida, murió cuando no había cumplido los 24 años,  Jorge Oramas fue un prolífico pintor, más de 100 obras en su haber y eso a pesar de estar marcado por una dura enfermedad y las desgracias familiares desde pequeño. En su amplia producción, sin embargo, poco deja ver de tanta tragedia. Sus obras están llenas de luz, la luz del atlántico que pocos pintores han sabido captar y reproducir.  Jorge Oramas está considerado como el pintor que mejor supo captar la luz del mediodía insular. La muestra está compuesta por 24 obras, algunas de ellas inéditas y estará abierta hasta el 23 de abril.

Es uno de los máximos exponentes de la modernidad en Canarias. Aún en su corta vida, murió cuando no había cumplido los 24 años,  Jorge Oramas fue un prolífico pintor, más de 100 obras en su haber y eso a pesar de estar marcado por una dura enfermedad y las desgracias familiares desde pequeño. En su amplia producción, sin embargo, poco deja ver de tanta tragedia. Sus obras están llenas de luz, la luz del atlántico que pocos pintores han sabido captar y reproducir.  Jorge Oramas está considerado como el pintor que mejor supo captar la luz del mediodía insular. La muestra está compuesta por 24 obras, algunas de ellas inéditas y estará abierta hasta el 23 de abril.

Publicidad