Publicidad

A la liberalización de los aeropuertos de Lanzarote, Fuerteventura y La Palma, se pretende que se unan los de Tenerife y Gando antes de 2013. Con este proceso el Ministerio de Fomento espera bajar los costes de mantenimiento de controladores y mejorar la eficacia. A partir de esta medida el Ejecutivo Regional quiere negociar la creación de un órgano específico que garantice la aplicación de criterios concretos para el Archipiélago, una especie de AENA Canarias,  una idea que comparten los tres grupos parlamentarios.  En el Archipiélago hay un total de 304 controladores repartidos entre aeropuertos y el centro de control de canarias que se verán afectados por esta medida de liberalización. Esto obligará a medio centenar de ellos a prejubilarse, cambiar de destino, solicitar su despido o adscribirse a la empresa que lleve la torre de control, la cual saldrá de un concurso público que gestionará el Ministerio de Fomento.

A la liberalización de los aeropuertos de Lanzarote, Fuerteventura y La Palma, se pretende que se unan los de Tenerife y Gando antes de 2013. Con este proceso el Ministerio de Fomento espera bajar los costes de mantenimiento de controladores y mejorar la eficacia. A partir de esta medida el Ejecutivo Regional quiere negociar la creación de un órgano específico que garantice la aplicación de criterios concretos para el Archipiélago, una especie de AENA Canarias,  una idea que comparten los tres grupos parlamentarios.  En el Archipiélago hay un total de 304 controladores repartidos entre aeropuertos y el centro de control de canarias que se verán afectados por esta medida de liberalización. Esto obligará a medio centenar de ellos a prejubilarse, cambiar de destino, solicitar su despido o adscribirse a la empresa que lleve la torre de control, la cual saldrá de un concurso público que gestionará el Ministerio de Fomento.

Publicidad