Publicidad

RECICLAR

La crisis aumenta el negocio de los desguaces

La falta de dinero para reparar los coches hace que acaben desmotados para vender las piezas.

Sin dinero para pagar las facturas muchos vehículos se quedan sin retirar en empresas de grúas o talleres mecánicos. Negocios que deben velar por su mantenimiento y que pierden lugar de almacenaje. La ley les permite ahora una vez pasado dos meses sin ser retirados darles de baja. Una labor y trámites burocráticos ante tráfico que se ve facilitada por la Asociación de Centros Autorizados de Reciclaje.

Comienza entonces toda una labor de descontaminación, muchas piezas pueden ponerse a la venta en el mercado de segunda mano. Otras deben extraerse del vehículo para evitar daños a medioambiente. El 80% de un coche puede volver a reutilizarse. Quizás no sea verde ni utilitario pero tal posiblemente vuelva una vez más a la carretera

 

Publicidad