Liopardo

Liopardo

Desdramatizando lo de Toño Sánchis

Desdramatizando lo de Toño Sánchis
Imagen no disponible
Imagen no disponible | Montaje
El sábado tuve la oportunidad de charlar sobre humor negro con @raquelsastrecom mientras celebrábamos uno de los muchos cumpleaños anuales de @berbe, al tiempo que devorábamos unos gazpachos manchegos caseros por los que Esaú hubiera entregado la primogenitura y las llaves de su cuadriga. A lo que iba, que es lo del humor negro. Hay a quien le repugna sin saber que convivimos con él a diario desde nuestra infancia. ¿No os ha dicho vuestra madre alguna vez que llevéis siempre ropa interior limpia por si os atropella un trailer de cuarenta toneladas? Hay que ahorrarse ese apuro en la mesa del forense. O la famosa frase de padre: “Niño, no juegues cerca del barranco porque si te caes te pego una paliza”. Claro que sí, campeón. Ellos no lo saben, pero están introduciéndonos en el mundo del humor más cruel. Hoy resulta que el tema de actualidad en la prensa rosa es que el representante de Belén Esteban, Toño Sanchís, presuntamente con la intención de quitarse la vida, y cito textualmente a un medio, “podría haber ingerido una quincena larga de Enantyum, una cantidad muy similar de Lorazepam, cinco pastillas de Neobrufen y hasta dos sobres del antigripal Frenadol”. No sé qué es una quincena larga (¿una quincena no son siempre quince unidades de algo?) y, además, ignoro si la intención del redactor de la noticia era desdramatizarla haciendo uso de un humor ácido para ello, pero el final de la frase “hasta dos sobres del antigripal Frenadol” lo habría firmado el genio Chumy Chúmez, de quien siempre recuerdo una viñeta en la que una señora estaba con un fotógrafo al pie de la cama de su moribundo marido y pidiéndole que sonriera para la foto de la esquela, lo que demuestra también que el humor negro siempre ha convivido con nosotros. Aunque no soy médico y cabe la posibilidad de que esté equivocado. Puede que el antigripal sea lo más peligroso de esta combinación de fármacos. Podría parecer que no tras leer el prospecto, pero cualquiera se cree unas indicaciones que comienzan por señalar que sabe a naranja. En Valencia estamos muy preocupados con este tema y nos hiere la sensibilidad tanto como la paella con chorizo o que las quincenas de vacaciones sean tan cortas.

Super Falete | Madrid | 27/02/2018

Los mas vistos

Más noticias

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.