@NORCOREANO

@NORCOREANO

Chernóbil: Un experto en energía nuclear da las claves que propiciaron la catástrofe

Un experto en energía atómica para explicar las claves que pudieron evitar o al menos reducir las consecuencias del mayor accidente nuclear jamás conocido.

@norcoreano
  Madrid | 06/06/2019
Kim Jong-un, líder supremo de Corea del Norte, en una imagen difundida por el régimen
Kim Jong-un, líder supremo de Corea del Norte, en una imagen difundida por el régimen | EFE

El accidente de Chernóbil vuelve a estar de actualidad por el estreno de una miniserie americana que repasa los acontecimientos de aquel fatídico 26 de abril de 1986, fatídico porque nunca jamás se ha desperdiciado tanta energía atómica y tanto uranio enriquecido. Hoy yo, Kim Jong-un de Corea, el que no arde instaurador de cadenas, padre de los neutrones, Mariscal del proletariado y Señor del Futuro Reino Unificado, compadezco aquí como experto en energía atómica para explicar las claves que pudieron evitar o al menos reducir las consecuencias del mayor accidente nuclear jamás conocido.

La refrigeración: muchos expertos coinciden en que la explosión pudo producirse por un sobrecalentamiento. Estamos en Rusia en 1986, probablemente no tuviesen acceso a los sistemas de climatización de la que disponemos hoy en día, pero doce frigoríficos abiertos y dos rusos echando bolsas de cubitos de vez en cuando sobre el reactor no habría hecho ningún daño.

El protocolo de evacuación: la URSS no disponía de un protocolo de evacuación apropiado, es decir un procedimiento que permitiese empaquetar toda esa energía atómica en un cohete en y hacerla reventar en la otra parte del mundo.

El grafito: Cuando la explosión del reactor se produjo, el grafito que lo protegía saltó por los aires. Estamos hablando de un material que ha estado en constante contacto con el reactor y ha absorbido una cantidad de radiación que podría matar a un mamut en cuestión de minutos. A pesar de ello los bomberos lo recogieron sin la protección adecuada, no usaron guantes plástico.

La investigación: en todo momento se apuntó al sobrecalentamiento y al fallo de las turbinas como la causa de la explosión y dejaron de lado la hipótesis de la cigüeñal. Estamos hablando de que más de un 22% de las explosiones de motores de automóviles se producen por fallos en la cigüeñal.

La comisión: La fuerte estructura jerárquica de la URSS colocó al mando de la investigación a burócratas de Moscú en lugar de un tecnócrata experimentado como sí pasó con otros accidentes nucleares como el de Palomares (Manuel Fraga Iribarne) o Springfield (Waylon Smithers).

VER MÁS: Un explorador entra en Chernóbil

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.