Jason McDonald, de Colorado, se disfrazó de dinosaurio antes de tentar al caimán de 220 kilos con su cena. McDonald, que trabaja en el parque de reptiles Colorado Gators, se disfrazó de dinosaurio para que Morris se moviera mientras le alimentaba con peces.

El hombre de 35 años incluso admitió que realmente no podía ver con el disfraz y aseguro que habría acabado teniendo un "mal día" si el depredador salía del agua.

Pero afortunadamente para el McDonald, Morris es una estrella de cine bien entrenada que está acostumbrada a interactuar con los humanos.

Ha aparecido en muchos éxitos de taquilla de Hollywood, incluido el Dr. Dolittle con Eddie Murphy y Happy Gilmore protagonizada por Adam Sandler.

El trabajador del parque afirma que en realidad no estaba molestando al cocodrilo, sino que lo hacía "trabajar por su comida" porque se había vuelto "grueso".

McDonald dijo: 'Sé que parece que le estamos tomando el pelo, pero es un cocodrilo gordo, por lo que lo hacemos trabajar para que su comida queme algunas calorías".

VER MÁS: ¡El susto de su vida!

VER MÁS: ¿Qué extraño animal es este?