Una viajera estaba harta del ambiente cargado del avión, del olor a sobaco y a humanidad por lo que decidió que necesitaba un poco de aire. Entonces, sin una ventana que se abriera, buscó la siguiente mejor opción: la puerta de salida de emergencia.

Las imágenes virales se grabaron en un vuelo de Xiamen Airlines. Afortunadamente, el avión todavía estaba en la pista, por lo que no hubo emergencia en el aire. Aunque la acción imprudente hizo que el vuelo se retrasara una hora en el aeropuerto internacional de Wuhan Tianhe, en la capital de la provincia central china de Hubei.

 

Los pasajeros y el personal tuvieron que esperar a bordo del avión hasta que llegó la policía del aeropuerto y detuvieron a la mujer por el delito. Una hora después, tras una segunda ronda de controles de seguridad, el vuelo pudo partir, informa Express.co.uk

VER MÁS: ¡Murciélagos a bordo!