Liopardo » Ni de coña

IMPOSIBLE

Una modelo brasileña que se había casado consigo misma se divorcia tras 90 días de matrimonio

Cris Galêra ha confesado que ha encontrado a alguien "más especial" que ella misma y por eso se divorció.

Instagram de Cristina Galera

instagram.com/cristianegaleraoficial/ Instagram de Cristina Galera

Publicidad

La modelo e influencer brasileña Cris Galera, de 33 años, se volvió viral en todo el mundo a mediados de septiembre cuando contrajo matrimonio consigo misma a las afueras de una iglesia católica en Sao Paulo. Entonces aseguró que lo hacía en nombre del "amor propio" pero tres meses despuñes las cosas han cambiado.

"Me desperté eh! ¡Sí, gente, es verdad! Me subí a la ola de Sologamia y decidí casarme. Estoy celebrando mi amor propio y quiero inspirar a otras mujeres a exaltar su autoestima", escribió en un post de Instagram junto a las imágenes del enlace.

La "sologamia", una elección de vida en que las personas se declaran autosuficientes en materia sexual y amorosa. Al parecer a Galera le ha durado unas tres meses lo de estar casada con ella misma y la razón es simple: conoció a otra persona.

“Nunca me divorciaré de mi misma, pero también si aparece un nuevo amor, querré vivir la experiencia. Pondré a la persona en segundo lugar, primero siempre seré yo”, había asegurado en su momento la modelo.

Pero ahora ha cambiado completamente su discurso y ha anunciado que "Fui feliz mientras duró, comencé a creer en el amor en el momento que conocí a alguien más especial".

"Llegué a un punto en el que maduré, me di cuenta de que soy una mujer fuerte y decidida. Siempre tuve miedo de estar sola, pero me di cuenta de que necesitaba aprender a sentirme bien conmigo misma. Cuando eso sucedió, decidí celebrarlo", agregó la modelo sobre su divorcio.

La noticia del divorcio y de su nueva relación con una pareja desconocida tomó por sorpresa a los más de 185 mil seguidores que tiene en Instagram, quienes se preguntan quién es esa persona misteriosa que ha dado un vuelco a la vida de Cristina.

Publicidad