La homeopatía es una de las llamadas terapias alternativas. Es la más popular de todas y también la más rentable. Fue desarrollada a finales del siglo XVIII por un médico y químico alemán llamado Samuel Hahnemann, que enunció sus dos principios básicos. El primero de ellos afirma que "lo similar cura lo similar". Es decir, que aquello que causa un síntoma puede también aliviarlo en una dosis lo suficientemente pequeña. El segundo sostiene que cuanto más diluida está una sustancia en agua más poder curativo tiene.

Los productos homeopáticos se siguen fabricando hoy en base a estos dos principios. Se diluye una planta medicinal en agua una y otra vez hasta que no queda una sola molécula de dicha planta. Luego se impregna una pastilla de azúcar o una crema en ese agua y ya tenemos un remedio homeopático.

Los experimentos científicos, por su parte, echan por tierra todos los presupuestos de la homeopatía. Jamás se ha demostrado que "lo similar cure lo similar", jamás se ha demostrado que una sustancia muy diluida sea más potente, y jamás se ha demostrado que el agua tenga memoria. De ahí que la homeopatía sea una medicina alternativa y no una medicina: porque nunca en sus más de doscientos años de existencia ha podido demostrar que sea efectiva.

Lo único que se ha demostrado es que una buena selección de tuits de humor siempre es perfecta para pasar un rato entretenido, sacarte una sonrisa y levantarte el animo. Algunas de mis selecciones de tuitazos son la de tuits sobre parejas, sobre doctores o los tuits de asociaciones y clubs, ahora te traigo esta sobre homeopatía para que te armes con humor de argumentos contra esta medicina alternativa.