A casi todo el mundo nos ha pasado lo mismo que a Santiago Segura al ver esta imagen. Parece un gif que se mueve pero no lo es.

 

La imagen circula por Internet en diferentes versiones y colores. Se trata de una ilusión óptica que imita las creaciones del japones Akiyoshi Kitaoka del que ya os hemos hablado alguna vez en Liopardo.

 

La sucesión de tonos morados, azules y granates más el patrón en forma de panal de abeja engaña a nuestro cerebro y le hace parecer que una parte de la imagen esta rotando.