Las hermanas Mónica y Claudia López, de 62 y 67 años, decidieron viajar a la Provincia de Tucumán para hacer turismo. Alquilaron un coche para visitar el monte de San Javier y, por desgracia, ambas señoras terminaron pérdidas unas 48 horas y teniendo que pasar dos noches en la selva tucumana.

Las señoras relatan en el vídeo que en ese momento eran las ocho y veinte de la mañana y llevaban pérdidas desde las dos de la tarde del día anterior en aquel bosque. Las hermanas intentan realizar bromas y contar la historia de la forma más cómica posible, relatando que iban a ir a ver una cascada y, a la vuelta, no sabían por dónde se volvía y decidieron seguir el camino de "las piedritas" que les había llevado hasta allí. Sin embargo, se ve que no siguieron el camino adecuado y terminaron perdiéndose sin saber qué hicieron para acabar allí.

"Y acá estamos, esperando que alguien nos rescate", continúa a la vez que sigue explicando cómo pasaron la primera noche y que es lo que tuvieron que hacer. El vídeo fue pensado para mandárselo a sus familiares pero no tenían señal en sus teléfonos móviles. Las mujeres terminan diciendo en el vídeo que querían volver porque estaban "cagadas de frío": "Queremos volver. Estamos agradecidas de que hayamos pasado lo que pasamos porque estamos bien pero, ya está. No es para repetir".

 

Sin embargo, para el pesar de las hermanas, su historia en el bosque de Tucumán no terminó ahí porque tuvieron que pasar una segunda noche en la selva. En la primera noche se tuvieron que tapar con "unas plantitas" del bosque para intentar entrar en calor, aunque la segunda noche encontraron un fuego que todavía estaba encendido y podían usarlo para pasar la segunda noche allí.

Y, para cuando iban a tener que pasar la tercera noche en el bosque, comenzaron a escuchar las voces de las personas que habían ido en su búsqueda. "Cuando escuchamos las voces nos largamos a llorar de la desesperación", reconoce una de las hermanas para el medio argentino La Nacion.

El encargado de la búsqueda de ambas mujeres fue Damián, el hijo de una de las dos hermanas. Al no recibir noticias de su madre en más de seis horas se dirigió a Tucumán y contactó con la empresa Hertz, donde habían alquilado el coche que las había llevado hasta ahí.

Gracias a esto y a conocer la localización del coche, La policía local pudo comenzar con la búsqueda de las dos mujeres con la ayuda de los Bomberos Voluntarios de Yerba Buena, personal del Servicio de Guardaparques de la Universidad Nacional de Tucumán (UNT).

Finalmente, tras cinco horas de una larga búsqueda, escucharon los gritos de ayuda de las mujeres y pudieron así rescatarlas. Ambas hermanas sufrieron una leve deshidratación, pero nada más y, por suerte, ya se encuentran con sus familias sanas y salvas.

VER MÁS: Los 44 mejores chistes y tuits sobre mosquitos

Los 69 mejores chistes y tuits sobre camareros