¿A quién se le ocurre ponerse a mirar el móvil después de haber pagado una pasta para ir a un concierto de heavy metal del grupo Slipknot? Mira lo que le pasa a este fan distraído cuando cabrea al vocalista del grupo