Alexia estaba grabándose un vídeo mientras bailaba al ritmo de "Despacito", la éxito de reggaetón de Luis Fonsi. Lo que no sabía es que su abuelo se encontraba detrás de ella imitándola.

 

Pedro, el abuelo de Alexia, no puede parar de menear el esqueleto una y otra vez a pesar de que su nieta le diga que no lo haga.