Liopardo » Memes

VER PARA CREER

Aventuras de un sonámbulo: desde "ir a la piscina" hasta hacerse unas palomitas

Bekah Eaker, una reconocida periodista de una radio local de Nashville, grabó a su marido haciendo todo tipo de cosas absurdas mientras estaba sonámbulo.

CatersNews

Publicidad

Joey ha padecido sonambulismo toda su vida, pero desde que en junio de este mismo año le recetaron 'Ambien' (un análogo de las benzodiazepinas) para ayudarle a controlar su ritmo circadiano e intentar paliar con los efectos más graves de esta enfermedad, todo ha ido a peor. Sueños más profundos e incluso peligrosas aventuras son dos de los efectos más llamativos que le han provocado este medicamento.

En este caso, su mujer, Bekah Eaker, no quiso perder la oportunidad de grabar lo que para ella es una noche normal con Joey. A pesar de parecer que puede mantener una conversación normal y dar la impresión de estar despierto, analizando las contradicciones que tiene y sus movimientos torpes, es fácil de saber que, efectivamente, está sonámbulo.

Bekah intenta mantener una conversación normal con él e intentar hacer que se vuelva a la cama, pero parece imposible. A Joey "le han dicho Steve y Hudson que vaya a la piscina" e incluso le pregunta a su mujer que si va a acudir a un "show en un estadio" que ni siquiera es capaz de explicar aunque ella le sigue el juego.

El momento culmen del vídeo llega cuando se ve al hombre comiendo y 'dipeando' unas palomitas que, tal y como le dice su mujer, se acaba de hacer. Él no sabe nada sobre quién las ha hecho y a pesar de que Bekah le ha visto cocinándolas, Joey lo niega rotundamente.

Las imágenes muestran escenas graciosas del hombre, pero hay que recordar que, tal y como ha admitido su mujer en más de una ocasión, puede llegar a ser peligroso. Que sea divertido o dañino solo depende de cuál sea el sueño que está teniendo y de cómo sepa llevarlo él y la gente que está a su alrededor.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

Una pareja muestra en las redes sociales su proceso estando encadenados durante cuatro meses.

Publicidad