Un ciervo juguetón fue tras el perro de una familia en su jardín delantero, incluso dejando que sus dueños se muevan la cabeza.

Mientras Chris Mesler disfrutaba del sol de otoño en su casa en Smithfield, Pennsylvania, recibió una visita inesperada.

Su el labrador retriever Gus correteaba por el jardín cuando se le unió un ciervo bullicioso que felizmente lo persiguió por el porche y la hierba.

En un momento dado, el ciervo incluso se quedo tranquilo mientras Chris acariciaba su cabeza antes de salir corriendo y perseguir a Gus nuevamente.

Chris dijo: "Estaba sentado en el porche cuando vi un ciervo cara a cara con mi perro".

"Gus trató de huir y el ciervo siguió persiguiéndolo. Gus es muy juguetón con personas que conocen, pero nunca vio un ciervo antes, así que se escapó", sentenció Chris.

VER MÁS: ¡Increíble lo que hace!

VER MÁS: ¡Ataque en el aire!