A las cacatúas no les gusta mucho vivir encerradas en jaulas redondas. Los espacios cerrados circulares son malos para la salud física y mental de las cacatúas que necesitan esquinas para sentirse seguras. En este vídeo Pebbles, una cacatúa rescatada empieza a insultar, maldecir y gritar animando a su cuidador cuando este decide romper y aplastar la jaula circular en la que el pájaro había vivido. El vídeo que fue subido por el Saskatoon Parrot Rescue en Canada a Youtube ya supera el millón de visionados en pocos días.

 

El cuidador explica en el vídeo: “A los pájaros les gustan las esquinas, asi que vamos a arreglar esta jaula un poco y Pebble va a mirar para asegurarse de que todo sale correctamente”. Lo que nadie se esperaba es que la cacatúa fuera a disfrutar tanto y se pusiera a insultar así.