La dolora imagen de una perra atrapada e inmovil debajo de una gran capa de brea está conmocionando a todo el mundo que la ve. Esta perra se cayó ( o fue tirada) a un pozo de brea en un descampado de Libertad, Buenos Aires.

La perra habría acabado falleciendo si no llega a ser descubierta por unos niños que caminaban por la zona y escucharon los ladridos de otros perros. Los chavales avisaron a sus padres que se encargaron de llamar a los Bomberos Voluntarios de Libertad.

Luego de sacarla del pozo, pidieron por Facebook ayuda para el rescate. Proyecto 4 Patas, una entidad sin fines de lucro que lucha contra el abandono y maltrato animal, rápidamente se movilizó al lugar.

"Nos encontramos con una escena desgarradora. Aloe, como la bautizaron, estaba literalmente petrificada. El 100% de su cuerpo estaba endurecido: su boca, sus ojos, sus orejas, todo", escribieron en Facebook.

"Estábamos muy conmocionados. Nunca habíamos estado frente a un animal es estas condiciones, pero era momento de focalizarnos y poner toda nuestra voluntad y amor para sacarla de esa pesadilla lo antes posible".

Varios vecinos de Libertad se acercaron al lugar con botellas de aceite, el procedimiento recomendado para despegar la brea. Luego Aloe fue trasladada a un veterinario, donde ocho voluntarios de P4P se dividieron en equipos para continuar quitándole la pegajosa sustancia.

Tras nueve horas de trabajo, 50 litros de aceite y tres baños con detergente consiguieron recuperar a Aloe. "Hoy es el día de su segundo nacimiento, porque no hay dudas que volvió a nacer", cerraba la publicación en Facebook de la ONG junto a las impactantes fotos que puedes ver en nuestro vídeo.

VER MÁS: ¡Dale al play!