La protección de los animales es una de las principales labores que llevan a cabo las organizaciones creadas para la conservación de las especies. Alimentarlas, mantenerlas a salvo respetando sus hábitats y costumbres forma parte también de su trabajo.

Los cuidadores se dedican en cuerpo y alma a tratar a los animales y ofrecerles el mejor de los tratos. Pero a veces la naturaleza tiene formas inesperadas y mágicas de devolver el karma a estas buenas personas.

Precisamente este ha sido el caso que vivió un guarda forestal en el safari de la Isla de Borneo, en la parte indonesia. El cuidador se encontraba haciendo su ruta cuando de repente cayó al río.

Lo que sin duda no esperaba era lo que iba a suceder justo después cuando uno de los orangutanes de la zona le ofreció la mano para ayudarle a salir. El momento fue capturado por el fotógrafo aficionado Anil Prabhakar que ya se ha vuelto viral en Instagram y acumula más de 70.000 'me gusta'.

En declaraciones al diario británico Daily Mail, Prabhakar explicó que, aunque fue un bonito gesto el guarda forestal, rechazó la ayuda por desconocer las reacciones que el simio podría adoptar: "Es un animal salvaje, no estamos familiarizados con él. Pero debemos protegerlos".

VER MÁS: ¡Qué miedo!