Liopardo » Firmas

Liopardo

Ese escritor que está con Isabel Preysler

Ese escritor que está con Isabel Preysler

Imagen no disponible

Montaje Imagen no disponible

Publicidad

Super Falete | Madrid
| 27.02.2018 11:06
Sin ningún sarcasmo os digo que yo a Isabel Preysler la admiro. A este resultado he llegado tras el fruto de una reflexión sobre la envidia, que es raíz de infinitos males y carcoma de las virtudes, como le dijo Don Quijote a Sancho. Y así, la Preysler, para la mayoría de los españoles, es una persona que tiene buen aspecto por el bótox y la cirugía; que está delgada es porque el marisco no engorda y que las parejas que ha tenido se deben a que domina ciertas técnicas adquiridas en el Sudeste Asiático… Insidias. En realidad estamos ante alguien que en su día alteró profundamente al mismísimo Julio Iglesias, quien le dedicaba canciones a las nuevas parejas de Isabel: “Lo mejor de tu vida me lo he llevado yo. Lo mejor de tu vida lo he disfrutado yo” (como diciendo “Te he dejado las sobras, chaval”), y que le hizo caer casi en una depresión: “De tanto jugar con quien yo más quería, perdí sin querer lo mejor que tenía”. Pero Isabel ya pasaba de sus dientes y se casó con un Grande de España, y luego con un ex Ministro de Economía (quien tuvo un incidente pugilístico, cuando Ruíz Mateos le propinó su famoso gancho inverso al grito de “Que te pego, leche”). Y se le han atribuído romances también con Valdano y hasta con el mismísimo Florentino Pérez.

Imagen no disponible | Montaje

Al parecer, ahora Isabel Preysler mantiene una relación con Vargas Llosa, galardonado con el Premio Nobel. Sé que no nos interesa la Literatura porque, como leí en una pared de Sevilla hace años: “La cultura me persigue, pero yo soy más rápido”. Para nosotros, Vargas Llosa será, en todo caso, el que tumbó a García Márquez en 1976 con un certero crochet de derecha, inventando el Literature Extreme Boxing. El púgil ganador. Y ahora es, sobre todo, la pareja de Isabel Preysler. Esto vale por el Nobel y el Príncipe de Asutrias, como mínimo. Para mí sí.

Imagen no disponible | Montaje

LEE TAMBIÉN: Entrevista a Vargas Llosa e Isabel Preysler, por @gerardotc

Publicidad