Liopardo » Animales salvajes

SORPRENDENTE

VÍDEO: Un valiente oso pardo trepa a lo alto de un árbol de 20 metros en un zoo

Las impactantes imágenes de este oso trepando a lo alto de un árbol fueron grabadas en Bélgica.

Publicidad

Han grabado a un oso pardo amante de las alturas descansando tranquilamente a 20 metros de altura del suelo, sentado en una rama de aspecto muy precario que da la sensación de que fuera a partirse en cualquier momento.

El valiente oso fue visto trepando por el delgado árbol cuando parecía intentar alcanzar un nido de pájaros cerca de la cima. Pero después de hacer un trabajo ligero de escalada, el oso decidió detenerse para descansar en una rama muy flexible y disfrutar de las vistas panorámicas.

El oso, que es uno de los 11 que viven en el zoológico Pairi Daiza en Bélgica, finalmente bajó varias horas después.

El Pairi Daiza (antes Paradisio) es un zoológico y un jardín botánico de propiedad privada con unas 55 hectáreas de superficie, ubicado en Brugelette en la provincia de Hainaut en Bélgica. El zoológico está ubicado en el sitio de la antigua abadía cisterciense de Cambron, y es el hogar de más de 4.000 animales.

Uno de los carnívoros más grandes de la tierra

El oso pardo euroasiático ocupa vastas áreas boscosas y montañosas del hemisferio norte. El color de su pelaje varía de todos los tonos de marrón a negro. Es un animal muy poderoso, más grande y más sólido que el oso negro, y a diferencia de este último, tiene una joroba de músculos por encima de los hombros que aumenta la fuerza de sus patas delanteras.

Es un animal solitario, excepto durante los períodos de reproducción o cuando la comida se concentra en áreas concretas, como cuando el salmón regresa a los ríos para desovar.

Es omnívoro pero adapta su dieta a los recursos locales. Es principalmente vegetariano (hierbas, semillas, frutos rojos y más), pero también se alimenta de insectos, peces y, en ocasiones, pequeños mamíferos.

Tiene un agudo sentido del olfato y una audición muy aguda. Cuando llega el invierno, el oso pardo entra en un estado de letargo pero no hiberna realmente. Se refugia en un lugar protegido y ralentiza, viviendo de sus reservas de grasa.

VER MÁS: ¡Lucha mortal!

Publicidad