Publicidad

SE LO PASÓ EN GRANDE

El 'show' del Raikkonen más irreconocible en la gala de la FIA: fumó y bebió descontrolado... y su mujer alucinó

Kimi Raikkonen fue protagonista de la gala de la FIA en San Petersburgo. Pero no por su seriedad habitual: el finlandés montó un auténtico espectáculo tras apurar varias copas y no dejó a Vettel ni hablar con los medios. Después intentó subir al escenario, donde casi le paran, mientras la cara de su mujer resumía la noche.

Redacción | Madrid
| 08.12.2018 06:00

Kimi Raikkonen se lo pasó en grande en la gala de la FIA. El finlandés se llevó todas las miradas: fumó, bebió, se saltó el protocolo para subir al escenario... Mientras, la cara de su mujer fue un poema y resumió a la perfección una noche descontrolada de Kimi.

El piloto tampoco dejó en paz a Vettel mientras hablaba con otros comensales y se coló en plena conversación del alemán con un puro entre las manos. Sin duda, el Raikkonen más irreconocible que la lío en la gala de la FIA.

Publicidad