Ashley Graham a donde quiera que va defiende el lema del que ha hecho una marca: "Beauty beyond size", o lo que en español se entiende por: "Belleza más allá de la talla".

La modelo curvy defiende la figura de la mujer real y lucha contra la marginación que hay a las tallas grandes en la moda y en la sociedad. Graham ha confesado varias veces que se siente orgullosa de su cuerpo y así lo demuestra en sus redes sociales donde comparte con sus seguidores fotos muy sugerentes donde muestra su cuerpo sin complejos.

En una de sus últimas publicaciones, la modelo ha recibido numerosos comentarios entre los que ha destacado uno en el que uno de sus followers le ha preguntado si estaba embarazada. Lejos de ensarzarse en una disputa, Ashley ha contestado con la respuesta perfecta: "Se llama grasa", ha escrito la curvy zanjando el negativo mensaje de su seguidor.

Ashley es una mujer con mucha personalidad y un ejemplo de mujer real que lucha por la aceptación de las tallas grandes en las pasarelas y en la industria textil en general. Desde aquí, ¡bravo por Ashley Graham!