Hillary Clinton y Donald Trump están sumergidos en una batalla campal para ver quién gana las elecciones para convertirse en el Presidente de Estados Unidos. Por el momento, la primera se lleva la palma en cuanto al voto de los rostros conocidos que se muestran contrarios a las ideas de Trump. La última en manifestarse ha sido Olivia Wilde a través de su perfil de Twitter. Lo que en un primer momento era una crítica al candidato del Partido Republicano, se convirtió en el anuncio del sexo del bebé que está esperando.

"Como alguien que está a punto de tener una niña, esto me ha tocado la fibra #NeverTrump", escribió en la citada red social junto a un vídeo de campaña de Clinton donde desaprueba la forma en la que Donald habla de las mujeres. De una forma natural, y no sabes si habiéndolo previsto o no, la intérprete desveló lo que hasta ahora era un secreto.

La protagonista de 'House' está embarazada de su segundo hijo junto a Jason Sudeikis con el que ya tiene un pequeño de dos años al que ya le está educando con valores feministas: "Me gusta pensar que ya es un pequeño feminista. Y lo es. Quiero promover la idea de que el feminismo es igualdad, y es algo fácil de enseñar a los niños porque nacen con esa sensibilidad. Solo se les enseña a separar a la gente y valorarla de forma diferente cuando son mayores", afirmó.