Luisiana Lopilato y Michael Bublé despedían el año 2016 con una de las peores noticias. Los médicos diagnosticaron cáncer a su hijo Noah, de tan solo tres años, lo que fue un gran golpe para toda la familia. Sus padres se volcaron por completo en el cuidado de su hijo y muchos compañeros de profesión apoyaron a la pareja en los difíciles momentos.

Pero parece que el 2017 ha venido cargado de buena suerte y esperanza. Aunque todo parecía indicar que el pequeño conseguiría vencer a la enfermedad, y que reaccionaba de forma positiva ante los tratamientos, por fin se ha hecho oficial que Noah se ha recuperado y ha ganado la batalla contra el cáncer, que llevaba lidiando desde el mes de noviembre del pasado año.

Han sido fuentes cercanas a la familia las que han hecho pública la noticia y han declarado que: "No hay más cáncer" a Nosotros a la mañana. "Gracias a Dios, él se está recuperando", añadían. La esperanza volvía a la vida de sus padres con el éxito de las primeras sesiones de tratamiento a las que se había sometido el pequeño, y consiguieron reducir el tamaño del tumor que tenía en el hígado.

Pero parece que la solución definitiva venía este lunes, después de la operación en la que habían conseguido extirpar el tumor de Noah en su totalidad. Aunque aún se está a la espera de la confirmación oficial de sus padres, todo parece indicar que el pequeño se recupera después de haber vencido al cáncer.