Mariah Carey se sube a un escenario embarazadísima para desear unas felices navidades a todos los que se acercaron a la fiesta organizada por Disney. Rodeada de bailarinas, bastones de caramelo, Santa Claus y los personajes de Disney.

Aunque Mariah no quiere confirmar si lo que esconde tras su tripita son gemelos...lo que sí podemos decir es que si no son gemelos...será jugador de la NBA.

Carey confiesa sentirse extra festiva este año, será porque el espíritu maternal le ha invadido este año. Muchos son los cambios que está sufriendo la solista. La semana pasada sabíamos que había decidido prohibir salir de fiesta a su marido ahora descubrimos que ha abandonado sus modelitos extra ajustados por una tripita muy protagonista.