Laura Matamoros ha visto su papel como madre constantemente cuestionado. La influencer recibe a diario muchas críticas y ha explotado en las redes sociales, dejando claro lo que piensa al respecto de esas mamás ‘haters’.

“Que miren y que digan... y bla bla... qué cuestionen hasta el color del pelo... es lo que hay que aguantar? Pues no, gracias”, ha comenzado diciendo. Y ha añadido: “Soy mamá y tengo que trabajar y tampoco puedo dar el pecho... creo que muchas estamos igual. No creo que existan las super mamis y mucho menos las malas madres. Simplemente gracias al apoyo de esas personas coherentes que existen. Ya no podía más...”.

Rápidamente han sido muchas las mamis que han apoyado sus palabras y que le han aconsejado lo que hacer frente a este tipo de situaciones. Aunque Laura tiene claro que no es una ‘mala madre’ y que, pese a sus detractoras, también agradece el apoyo recibido.