Celebrities » VIP Baby

DURANTE SU PRIMER PHOTOCALL TRAS CONVERTIRSE EN MADRE

Eva González habla claro sobre la otra cara de la maternidad

Eva González ha asistido a su primer photocall tras convertirse en madre de su primer hijo, Cayetano. La presentadora ha hablado sobre su recién estrenada maternidad, y no ha tenido pelos en la lengua a la hora de confesar que no todo es tan bonito como parece…

Publicidad

Eva González está espléndida tras haberse convertido en madre de su primer hijo junto a Cayetano Rivera. La presentadora va incorporándose poco a poco a su agenda laboral, y así la hemos visto durante la presentación del fashion film de Cortefiel que protagoniza junto a Javier Rey y Martina Klein.

La sevillana está encantada con su maternidad, pero es clara a la hora de confesar el gran cambio que esto ha supuesto en su vida: "El que diga que en la maternidad todo es perfecto y bonito, miente. No lo es. Hay momentos que son preciosos y otros, con un bebé, que son bastante estresantes. El bebé se tiene que adaptar al mundo, y tú te tienes que adaptar a él".

Y añade: “Hay momentos en los que piensas: 'Dios mío, qué he hecho con mi vida'. Pero, evidentemente, el niño te sonríe y se te derrite el alma y te ha compensado todo lo anterior. Pero es un cambio muy grande en la vida, como cuando cambias de trabajo o hay cualquier cambio en tu vida. Creo que todas las mujeres, y los hombres, deberíamos contar la maternidad o la paternidad como es".

Eva también ha querido responder a aquellos que la han criticado por incorporarse tan pronto al trabajo: "Cada uno se incorpora al trabajo cuando puede o cuando quiere. Que cada uno se toma la baja de maternidad como puede o como quiere. Y que no es una imposición para nadie. Yo no soy abanderada de nada: soy una persona trabajadora que intenta cumplir con sus obligaciones y que lo hace cuando puede".

Respecto a su no asistencia al bautizo de Carlota, la hija de Kiko Rivera, ha querido dejar claro que no ha pasado nada aparte de que Cayetano estaba toreando ese día y que su hijo se levantó mal de la tripa con gases, por lo que el día se le complicó como para ir ella sola al bautizo con el bebé: “Yo ya avisé a Kiko de que como estuviera el niño”.

Eso sí, Eva no descarta aumentar la familia: “Si me salen tan buenos y tan monos como mi Cayetano, claro que quiero más hijos”.

Publicidad