Froilán ha pasado su verano más mediático debido a que su reciente mayoría de edad le ha permitido pasearse por las principales discotecas de Marbella y Mallorca. Estos meses el nieto del Rey emérito ha sido uno de los grandes protagonistas en las páginas del papel cuché, debido no solo a sus salidas nocturnas sino también por su relación con Marta Torres y por último debido al supuesto grupo de amistades con el que se dejó ver en la corrida de Gonzalo Caballero en la plaza de Torrejón de Ardoz.

Los medios se hicieron eco debido a que los posibles amigos de Pipe, como llaman a Froilán, no tenían ni apellidos con abolengo ni eran 'hijos de'. En la imagen que ha circulado se puede ver a Miki y Javier Díaz Alonso, a pese a que comparten apellido no son hermanos pero sí venden cachimbas, el lotero Joako y relaciones públicas de la discoteca Teatro Barceló y por último el futbolista de la Fiorentina Marcos Alonso. Junto a ellos, en el burladero del coso, el torero Gonzalo Caballero.

Pero la revolución que ha provocado la instantánea ha sorprendido a los propios integrantes que aseguran que no son amigos de Froilán y que no han estado más de dos horas con él: primero en la plaza de Santander y luego en la de Torrejón de Ardoz. "No entienden cómo ha surgido esta historia", señalan desde ABC. Se llegó a asegurar que solían salir juntos a los locales de moda de Madrid como Habanera y que el lotero era su mejor amigo con el que sí ha coincidido más, pero tampoco les une una relación de amistad. Todo queda una anécdota y en una foto para el recuerdo.