Teniendo en cuenta que en casa de los Middleton todo es tan tradicional que la pareja la familia se desplazó a Lake District para comprometerse, todo apuntaba a que la hermana de la duquesa de Cambridge podría elegir como diseñador a uno de los favoritos de Kate, como es el caso de McQueen o Jenny Packham, pero nada de eso. Pippa tiene personalidad propia y no quiere compartir protagonismo con nadie, así que podría haberse decantado por otra firma.

Según informa la edición británica de Harper's Bazaar, se ha visto saliendo del domicilio de Pippa Middleton a Giles Deacon, que abandonó el hogar con una gran bolsa en las manos antes de que lo hiciera Carole. ¿Se trataría de la primera prueba de vestuario?

Deacon, que ha vestido Scarlett Johansson, Gwen Stefani y Cate Blanchett, es uno de los diseñadores que llena las red carpets, de hecho en julio de este mismo año presentó con mucho éxito su primera colección de Alta Costura en París.