Meghan Markle y el príncipe Harry aterrizaron este viernes en Roma para acudir a la boda de Misha Nonoo y el empresario Michael Hess. La conocida diseñadora es gran amiga de la pareja y, además, hizo de celestina entre ellos para que surgiera el amor, por lo que los Duques de Sussex no podían perderse en enlace.

El protocolo de vestimenta que estaba impuesto para la ceremonia venía especificado en la invitación y era el estilo "dazzling", es decir, "deslumbrante" y la temática estaba inspirada en La Dolce Vita. Una vez más, Meghan Markle no ha dudado en recurrir a su color favorito para los looks de fiesta, el negro, y ha escogido un impresionante vestido de invitada.

Se trata de un diseño de la firma Valentino hecho con cuerpo de tul negro semitransparente, cuello redondeado y maxi mangas. Además, incluye bordados metalizados con lentejuelas para darle el toque de brillo que pedía la invitación. Dale al play para ver el vestido.

...

Seguro que te interesa...

La famosa presentadora que ha revelado por fin a quién se parece el hijo de Meghan Markle y el príncipe Harry