Tras la muerte de XXXTentation o Mac Miller, el mundo del hip-hop lamenta hoy otra pérdida. La joven promesa del rap neoyorkino, Pop Smoke, de tan solo 20 años, ha sido asesinado en su casa de Hollywood Hills, según ha publicado en exclusiva el portal TMZ.

Empezaba a hacerse un nombre en el mundo del hip-hop tras el éxito de su single 'Welcome to the Party', cuando ha sido tiroteado por dos individuos que han asaltado su domicilio. Y es que supuestamente, dos hombres enmascarados, irrumpieron a altas horas de la madrugada en su residencia de Los Ángles, pillando completamente desprevenido al joven cantante.

Tras ser brutalmente golpeado, los dos asaltantes (aún sin identificar) dispararon múltiples veces al artista, que fue gravemente herido. Después fue trasladado en ambulancia hasta el hospital más cercano donde finalmente ha fallecido.

Entre los artistas que ya lamentan su pérdida están grandes nombres como Nicki Minaj o 50cent, quienes le han dedicado un pequeño homenaje tras conocerse la noticia en sus respectivas redes sociales.