Cada artista, como el resto de los mortales, tiene sus propias manías y obsesiones: la de Juan Gabriel era adquirir inmuebles. El cantante tenía en propiedad más de 100 casas en 12 ciudades diferentes entre los Estados Unidos y México. El 'Divo de Juárez' ya confesó en su día a Los Angeles News que sí compraba muchas mansiones.

Según ha revelado un íntimo amigo suyo, Guillermo Sánchez Guzmán, al The Dallas Morning: "No quiero meterme en problemas al decir esto, pero él tenía más de 100 casas. Era un genio, lo que más le admiré era su capacidad para atender tantos temas a la vez: estaba pendiente de sus casas, de las editoras de su música, grababa, respondía correos y salía a la calle".

Para más inri, según ha informado otra amiga del artista, Mara López Chapa, Juan Gabriel estaba a punto de comprar más tierras en Monterrey justo antes de morir, parcelas que se sumarían a la larga lista de cafeterías, bares, estudios de grabación y el hogar de menores del que ya era propietario. Según confesó el intérprete de 'Have You Ever Seen The Rain?': "Las casas son una inversión para mí. No es que tenga que demostrar algo más. Las compro para que mis hijos tengan una cierta seguridad cuando crezcan".

Y es que después de saber que poseía tantos inmuebles, valorados en total en una cantidad ingente de millones de euros, no nos parece extraño que su gran amiga Isabel Pantoja fuera a recibir un piso en Chueca, en Madrid, de 9 habitaciones, que forma parte de la millonaria herencia de Alberto Aguilera Valadez, su nombre real.