Celebrities » Pop

LAS FANS DIRECTIONERS AL ACECHO

Niall Horan, pillado con Melissa Whitelaw comiéndose a besos en una discoteca

Niall Horan parece que ha encontrado un nuevo amor en Australia. Parece ser que el chico de One Direction tuvo una cita el día de San Valentín con una chica que ya conocía, Melissa Whitelaw. Una cita en la que se dedicaron muchos besos y arrumacos, y en la que fueron grabados por una fan que les vio. Dicha 'directioner' ha publicado un vídeo y varias fotos en sus redes sociales, además afirma que les vio besarse. Un hecho que ha causado un gran revuelo entre los fans del cantante que dicen que se sienten decepcionados y celosos por esta posible relación.

Niall Horan, pillado con Melissa Whitelaw

Celebrities.es Niall Horan, pillado con Melissa Whitelaw

Publicidad

La decepción ha inundado los corazones de los fans de Niall Horan, componente de One Direction, después de salir a la luz un vídeo y unas fotos, en las que el cantante sale con Melissa Whitelaw, una chica que conoció hace tiempo. En el vídeo se les ve pasándoselo muy bien y haciéndose arrumacos… ¡Ha nacido un nuevo amor! Niall está muy cariñoso con su 'chica' y podemos ver como la gira mientras bailan muy cariñosamente.

Niall y Melissa fueron vistos el fin de semana de San Valentín en Australia. La pareja fue pillada por una fan llamada Gemma, quien minutos más tarde publicaba en sus redes sociales el vídeo del chico de '1D' con su nueva novia. Unas fotos que han causado un gran revuelo. La fan afirmaba que les vio besarse en varias ocasiones, lo que ha hecho saltar la alarma en Twitter: "Cuando lo vi, no sabía si sentirme feliz por Niall y Melissa o simplemente llorar todo el día y golpear todo los que ves. Al ver el vídeo de Niall y Melissa me rompió el corazón un poco. La forma en la que él la gira y sólo parece que se están divirtiendo".

¿Habrá encontrado Niall el amor? Por ahora no sabemos nada más. Pero no tardaremos en descubrir en qué ha quedado todo esto. Parece ser que los mejores reporteros son los directioners, y aunque esta relación haya desatado celos, ¡enhorabuena al rubiales!

Publicidad