Los famosos también se están viendo afectados por el coronavirus y muchos de ellos están aportando su granito de arena para que evitar que el contagio se extienda. Así por ejemplo, Laura Pausini, Tiziano Ferro o Nek se han sumado a la campaña 'Yo me quedo en casa' para concienciar a sus seguidores de la importancia de aislarse en estos momentos, sobre todo en su país, Italia, donde las medidas en este sentido han sido drásticas.

Por otro lado, la influencer italiana Chiara Ferragni y su marido, Fedez, están llevando con éxito una campaña que ya lleva recogidos más de tres millones de euros en donaciones para frenar el avance del coronavirus.

Además, Miley Cyrus ha cancelado su concierto en Australia lanzando este mensaje: "Debido a las recomendaciones de las autoridades gubernamentales locales, estatales, federales e internacionales, incluido el Centro de Control de Enfermedades, para reducir los riesgos potenciales para la salud en respuesta a la actual crisis mundial de salud, ha decidido que no viajemos a Australia para el concierto".

 

Otra que también se ha sumado a esta iniciativa ha sido Madonna, que ha suspendido su concierto en París y anunciaba que se devolverá al público el importe íntegro de las entradas.

Otro evento que también se ha cancelado ha sido el tradicional Baile de la Rosa que la Familia Real Monegasca celebra cada año con la llegada de la primavera. Y en el punto de mira hay muchos eventos más, como por ejemplo el Festival de Coachella, que concentra a un enorme número de famoso y cuya celebración está en el aire.