La razón por la que Madonna se traslada a Lisboa es el modelo Kevin Sampaio, que ha conseguido convencer a la cantante para que se instale en la capital portuguesa y ella no duda en rendirse a los encantos de una de sus ciudades favoritas.

La cantante ha sido vista en el Liceo Francés, en la zona de Amoreiras, donde ha inscrito sus dos hijas Estere y Stella, adoptadas en Malawi el pasado mes de febrero.

El modelo portugués conoció a la cantante en Nueva York, donde tiene su sede la agencia Wilhelmina Models, en la que trabaja. La agencia recibió una petición para elegir a uno de sus modelos con el fin de que apareciera en el videoclip de la canción 'Bitch, I’m Madonna', interpretada a dúo con Nicki Minaj. Y seleccionaron entonces a Kevin, de 30 años. Al comienzo del clip se puede ver a Madonna besando apasionadamente a Kevin.

Un beso que no pasó desapercibido para la cantante, que consiguió robarle el corazón. Los planes para su traslado a Lisboa son la prueba de que Sampaio no puede considerarse un capricho más en su vida, sino uno de los hombres que más la arrastran y emocionan a sus 58 años.