Katy Perry portada del mes de septiembre de ELLE

Con amigas así quién quiere enemigas. Eso deberá pensar Rihanna después de las declaraciones que su íntima amiga Katy Perry ha dicho en la revista Elle, donde deja claro que RiRi es una ‘fumeta’ y lleva una vida un poco desordenada.

Y es que la amistad entre ambas se vio bastante afectada cuando la de Barbados decidió darle otra oportunidad a su exnovio Chris Brown, algo que Katy desaprobó en todo momento. Así la californiana afirmaba en julio para Elle que no pensaba salvarla ni ayudarla nunca más con sus problemas de hombres, que se las apañase sola.

A pesar de sus diferencias, las ‘pops stars’ decidieron retomar su amistad aunque da una manera más distante y cada una llevando un estilo de vida muy diferente. Rihanna es bastante más juerguista y alocada mientras que Katy está más sosegada y centrada en sus proyectos discográficos.

Pero aunque las cosas aparentemente se habían solucionado, no sabremos cómo le habrá sentado a RiRi que Perry diga: "Siempre la veo y pienso ¿cómo está siempre tan alegre? ¿Siempre tan feliz? Todos sabemos toda la marihuana que fuma". A lo que añadió: "También sabe todo el mundo que no duermes, subes fotos a las 4 de la mañana a Instagram". No dejando así en muy buen lugar a su amiga e insinuando que lleva una vida bastante descontrolada. ¿Será este el final de una gran amistad...?