Nuestro rubito preferido se encuentra en Brasil con motivo de su gira mundial "My World Tour" y ha querido aprovechar su estancia allí para conocer los rincones más secretos de su capital, Rio de Janeiro. Pero Bieber no ha querido que su chica Selena se pierda su conciertazo en Brasil y ha querido que le acompañe durante su estancia allí. Y es que desde que se conocieron no se separan ni un solo segundo...

La parejita feliz ha querido aprovechar su estancia en sudamérica para pasar hasta el último minuto juntos y con lo romanticón que es nuestro Bieber, le ha querido regalar a su chica un inolvidable paseo por tierras cariocas. Pero hartos de ir en bici o a patita, el cantante y su chica se han ido de turisteo por la zona pero a lo grande. Nada más y nada menos que sobrevolando la zona en helicóptero. Si es que cuando uno tiene dinero....

Desde las alturas, Justin y Selena, pudieron ver las famosas playas de Leblon, Ipanema y Copacabana, además del cerro del Pan de Azúcar, la Bahía de Guanabara, el estadio de Maracaná, actualmente en obras, y el Cristo Redentor en el monte del Corcovado, según han informados los medios brasileños.

Un viaje a lo grande que permitió que su amor rozara, durante unas horas, el mismísimo cielo... ¡Menudos romanticones que están hechos!