Justin Bieber en la portada de Complex

Durante los últimos años Justin Bieber ha luchador por mantenerse a flote mientras lidiaba con los excesos y escándalos que han marcado la transición entre su etapa de ídolo adolescente y la de adulto independiente. Ahora que ha retomado el buen camino y definido unos nuevos objetivos musicales, el exitoso cantante por fin ha pisado tierra y está preparado para hablar de los errores que cometió en el pasado - "No voy a pedir perdón por las cosas que he hecho porque creo que son parte de mi historia. Me olvidé de quien era, de quien mi madre me había enseñado a ser. Me desvié y me corrompí. He tenido algunos problemas, pero ahora me rodeo de gente que no tiene miedo de decirme la verdad"-.

Así lo ha demostrado en la revista Complex, cuyo número de octubre-noviembre está protagonizado por el canadiense. En la entrevista, firmada por Joe La Puma, el artista por fin se ha atrevido a hablar de su convivencia con Selena Gomez.

"Me mudé con mi novia cuando tenía 18 años. Empecé mi propia vida con ella. Éramos como un matrimonio. Vivir con una chica fue demasiado a esa edad, pero estábamos muy enamorados y nada más importaba -ha confesado la versión más madura del cantante de 'What do you mean'-. Lo éramos todo el uno para el otro".

Además, el artista ha insinuado que ha vuelto a encontrar el amor de la mano de la británica Jayde Pierce, de 20 años, a la que ha dicho que está viendo muy a menudo.

La entrevista va acompañada por una sensual sesión de fotos inspirada en el intrigante mundo del escapismo. Vestido con pantalón negro y camisa blanca, el solista trata de zafarse de las cadenas que le impiden salir del tanque de agua en el que trata emular el famosos truco del ilusionista Harry Houdini.