Liam Payne está muy enamorado de Cheryl Cole con quien espera su primer hijo. Después de una reciente aparición pública de la pareja, donde Cole presumía de barriguita con un ajustado vestido, se confirmó la noticia. Ya estaban muy unidos, pero seguro que este embarazo ha consolidado aún más su relación, pero parece que tanto amor y tanta felicidad no están sentando bien a todo el mundo.

El pasado mes de octubre la cuenta de Instagram de Cheryl fue hackeada con mensajes terroríficos e imágenes satánicas. Además hicieron una mención directa a su pareja acompañada de un mensaje de odio escrito en nombre de Cole: "Fuck Liam Payne". Rápidamente los seguidores tanto de ella como de su novio, apoyaron a la pareja y alegaron que se trataba únicamente de envidia de alguien que no podía soportar que Liam y Cheryl fuesen felices. Ahora no sabemos si se tratará de la misma persona o no, pero Payne ha sido víctima de los hackers. Su cuenta oficial de Facebook ha sido manipulada y han publicado contenido pornográfico en nombre del cantante.

Unas publicaciones que comprometen al ex de One Direction, pues las imágenes iban acompañadas de mensajes que parecían estar escritos por el cantante, donde animaba a sus seguidores a practicar las propuestas sexuales que recogía su publicación. Información del tipo: "Las cosas que te pueden suceder cuando no tienes sexo", "10 mejores posiciones que no conocías", que se completaban con mensajes escritos supuestamente por Liam que decían: "Inténtalo".

Al parecer, el caso de Cheryl era más común que el de Liam, porque según informaron sus propios seguidores, que inundaron las redes con comentarios, hay un hacker que suele utilizar imágenes satánicas en las cuentas que hackea.