Después de que hace unos días saltara la noticia de que Melendi había sido acorralado en su coche junto a su novia, Julia Nakamatsu, por otros tres vehículos en la A-1 madrileña, el cantante ha querido dejar claro cómo se siente al respecto con una nota de prensa cantada. Y es que ya son muchos los artistas que utilizan su voz para dejar las cosas claras y soltar algún que otro mensajito.

Y si no que se lo digan a Chris Brown que utilizó su single junto al reconocido DJ Khaled, 'I'm Still', para insultar a su ex Rihanna: "Every nigga in the industry done fucked my bitch", o lo que es lo mismo "Cada negro de la industria se ha tirado a mi zorra".

Esto mismo ocurrió con la canción del rapero Big Sean, 'I Don't F**k With You', que parece estar claramente dirigida a su exnovia, Naya Rivera, y en el que  se pueden escuchar insultos como 'zorra loca' o 'zorra estúpida'.

Beyoncé también lo tuvo muy claro cuando cambió la letra de su 'Resentment' insinuando una posible infidelidad de su marido Jay-Z. Y es que el tema habla de una pareja en la que el hombre le es infiel con otra mujer y que dice cosas como "Yo sé que ella es atractiva, pero yo estaba aquí primero. Estando contigo doce años, no lo merecía”.

Otros por el contrario aprovechan su paso por el escenario para declaran su amor y ponerse románticos. Esto es lo que ocurrió con Shakira a la que hemos pillado en varias ocasiones dedicándose alguna que otra canción al futbolista Gerard Piqué. Y si no que se lo digan a sus fans de Polonia que debieron quedarse de piedra al ver que la artista cambiaba la letra de su tema 'Hips don't lie' para nombrar a su guapo novio.

Aunque para momento romántico el que protagonizó Lea Michele, que aprovechó el lanzamiento de su nuevo disco para dedicarle una bonita canción al que fuera su novio Cory Monteith: "Mi próximo tema #Youremine (disponible mañana) es mi canción preferida de #Louder. Es muy especial para mí y es una historia muy cercana a mi corazón".

El caso de Ed Sheeran también fue muy sonado y es que el cantante insinuaba en su tema 'Don't' que su novia le había engañado con un amigo suyo. (Ellie Goulding y Niall Horan, ¿quizás?) Taylor Swift también le dedicó un tema a su ex Harry Styles, así como a su examiga Katy Perry, de la que se acordó mientras escribía su canción 'Bad Blood'.