No hay más que ver su último videoclip, Criminal, para darse cuenta que Britney Spears está recuperada por dentro y por fuera. El éxito del single está asegurado y ya son muchos los que dicen que es uno de los mejores vídeos de su carrera? ¡Estamos de acuerdo!

En 'Criminal', Britney vuelve a estar bajo las órdenes del director de ?I wanna go? que si ya flipamos con él, ahora lo hacemos el doble. Britney se muestra como una chica rica e infeliz que sale con un adinerado burgués inglés que la maltrata, por lo que la chica se refugia en los brazos de un criminal, su chico Jason Trawick.

Pero más que refugiarse lo de ellos es desenfreno y pasión en estado puro.  El es el chico malo y a ella le pone y mucho. Y es que la química entre ellos es tan fuerte que salta a la vista en el vídeo, ¡menudos morreos que se dan! Pero no todo queda en simples y puros besos... No, no.

Como si se encontraran en el salón de su casa, la parejita se queda en pelotilla ?picá? y se tocan y se vuelven a tocar? Hasta el punto que el muchacho toca los pechos de su amada con una fuerza y pasión que nos hace dar rienda suelta a la imaginación?

Si esto lo hacen en un videoclip y de cara al público, no nos podemos ni imaginar lo que ocurrirá detrás de las cámaras? Y es que viendo la complicidad que hay entre ellos, no nos extraña un pelo que Britney esté como loca por casarse con Jason?