Hasta ahora poco había trascendido de la fiesta que celebró Michelle Obama para festejar su 50 cumpleaños, pero gracias a Beyoncé tenemos la primeras imágenes de la fiesta.

Aunque el presidente Barak Obama y su mujer habían pedido a los invitados que no desvelaran ningún secreto sobre la celebración, Beyoncé (que se encargó de poner el ritmo al cumpleaños de la mujer del presidente de los Estados Unidos) ha compartido con sus seguidores a través de Twitter varias instantáneas de ese gran momento.

En las imágenes podemos ver a Beyon posando en una silla muy rococó con el perro del presi y otra de camino hacia la Casa Blanca con su hija, Blue Ivy y junto a su marido.

Y es que parece que Beyoncé no se enteró muy bien de que nada podía trascender, o es que la artista se ha convertido en la nueva espía de la Casa Blanca.